domingo, 10 de noviembre de 2013

Remembrance day y Gripe Española

           Se celebra el  segundo domingo de noviembre, rememorando que la Primera Guerra Mundial terminó el 11 de noviembre de 1918 a las once. Ese día se recuerda a todos los soldados caídos en las guerras defendiendo al Reino Unido (no sé si los demás Aliados lo celebran también). A las once de la mañana todo el mundo se para y guarda un minuto de silencio delante de los monumentos a los caídos y en otros sitios públicos.

          Ya os expliqué en otra entrada por qué se recuerda a las víctimas con una amapola, así que hoy para variar un poco, os traigo dos folletos que se guardan en el museo del pueblo para recordar, por una parte, cómo se vivió por aquí el miedo a los bombardeos o ataques aéreos durante la Segunda Guerra Mundial...

Después de la Primera "Great War", como ellos la llaman, la gente tenía pánico a ser gaseada.

... Y por otra, para enseñaros un panfleto de propaganda de la postguerra, que se mandó a los colegios al año siguiente de terminar:



         Aprovechando el "Día del Recuerdo/de la Memoria", no está de más recordar por qué se llamó Gripe Española a una pandemia que realmente empezó en las filas de los Aliados durante la Primera Guerra Mundial. Y fue porque los gobiernos Aliados estaban recibiendo montones de críticas por el catastrófico curso que estaban tomando los acontecimientos, por el desorbitado coste de vidas para tan pocos avances que aparentemente se estaban consiguiendo en el frente... Lo último que necesitaban era que se hablase de más bajas entre sus filas, y menos por una epidemia, no querían desmoralizar más aún a sus tropas. Había censura en la prensa de los países participantes en el conflicto, de tal modo que toda la información venía de España, que era neutral y podía, por tanto, publicar las cifras reales de muertos (al menos tanto como era posible conocerlas), de ahí que pareciera que casi todas las muertes se daban en nuestro país. 

       Millones de personas están sufriendo guerras en este mismo momento y, aunque muchas cosas vayan mal, somos afortunados por vivir en un período de paz. Esto es lo que tenemos que recordar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Vamos, ¡puedes opinar! ;)